Atleta de Tokio 2020 subasta su medalla para pagar la cirugía de corazón de un niño

Atleta de Tokio 2020 subasta su medalla para pagar la cirugía de corazón de un niño

Atleta de Tokio 2020 subasta su medalla para asistir a niño Las medallas olímpicas son fundamentales para los atletas, en tanto que se preparan a lo largo de sus vidas para ganar una y, en el momento en que las consiguen, por último pueden retirarse orgullosos del resultado.

No obstante, para ciertos es solo un "objeto" que puede marchar más para salvar vidas que para amontonar polvo en el guardarropa, por lo menos de este modo es para el atleta polaco. Marie Andrejczyk. La medallista vendió su medalla para pagar la cirugía cardiaca de un niño.

María tuvo una enorme participación en los Olimpiadas de Tokio 2020, tanto que consiguió alzarse con una medalla de plata en el lanzamiento de jabalina. La medalla le hizo sentir que cada adiestramiento, esmero y disciplina calidad la pena, mas cuando llegó a su país, se dio cuenta de que era solo un “objeto”.

Maria Andrejczyk recibiendo su medalla de plata

Basado en información de A B CDías después de que la atleta llegase a su país, se enteró de que un niño llamado Milosz precisaba ayuda urgente con una enfermedad cardiaca. El pequeño debió intervenir en E.U. y desgraciadamente la familia no tenía suficiente dinero para trasferirlo.

Sorprendida por la nueva, María tuvo la idea de subastar su medalla de plata para cubrir los gastos. La subasta empezó con $ cincuenta y uno mil  setecientos, mas entonces medró a poco más de $ ciento diecisiete mil. Con esta cantidad, pudo abrir una cuenta corriente en la que depositó el dinero y asimismo lo dejó como referencia para que la gente pudiese donar y de este modo sumarse a la tan precisa ayuda.

Te puede Interesar  Niño de siete años muere: sus padres prefirieron orar en lugar de llamar al 911

Maria Andrejczyk lanzando una jabalina

En una entrevista para un canal de T.V. polaco, el atleta afirmó que la medalla es solo un objeto.

El auténtico valor de una medalla siempre y en toda circunstancia continúa en el corazón. La medalla es solo un objeto, mas puede ser de gran valor para el resto. Esta medalla de plata puede salvar vidas en sitio de amontonar polvo en un guardarropa.

Lo más sorprendente de toda esta situación es que la empresa que ganó la medalla en la subasta llamada Zabka Polska, una cadena alimenticia famosísima en Tokio, decidió dejarle la medalla a María.

Bebé, acostado, en la cama

Nos conmovió mucho el ademán de nuestra atleta olímpica, conque decidimos respaldar la colecta de fondos para Milosz, mas asimismo decidimos quedarnos con María con el dinero.

Merced al atleta y su esmero, el pequeño Milosz consiguió operarse y tener una mejor calidad de vida.

Artículos Recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo Mas Información