Descubren una nueva especie de araña venenosa que puede vivir por décadas

El sueño de cualquier biólogo, veterinario o bien científico relacionado con el planeta animal es descubrir una nueva especie. Tras prácticamente una década de su descubrimiento en U.S.A., se confirmó que esta araña venenosa, y similar a las tarántulas, es un arácnido jamás ya antes visto.

El primer ejemplar de esta araña con abdomen gris plateado, extremidades negras y un tamaño de prácticamente 7 centímetros fue encontrado en el 2011, en el área de bosque próxima al Zoológico de la ciudad de Miami. Seguro que le ocasionó un buen susto a quien la halló.

Al cotejarla con otras arañas y buscarla en los catálogos de arácnidos, los veterinarios y especialistas del zoológico se percataron de que esta era única. Fue llamada Araña de Trampa Pine Rockland, clasificada en el género Ummidia Richmond, y hasta el 2014 se pudo apresar a otra criatura con exactamente las mismas peculiaridades.

Fue entonces cuando se implicaron más especialistas en el tema, como la bióloga Rebeca Rebecca Godwin, de la Universidad Piedmont, en Georgia, y tras un largo estudio taxonómico de las arañas Ummidia se determinó que las encontradas en la ciudad de Miami son una especie nueva.

Las arañas de Trampa son venenosas, afines a las tarántulas y se caracterizan pues fabrican una red de madrigueras en las que caen sus víctimas. Los estudios hechos asimismo descubrieron que la hembra puede vivir durante más de 20 años. Estos arácnidos no acostumbran a extenderse por territorios extensos, de ahí que el descubrimiento de una araña nueva es una sorpresa excelente.

El responsable de Conservación del zoológico en la ciudad de Miami, el doctor Frank Ridgey, confirmó que el veneno de esta araña tiene una potencia semejante al del aguijón de una abeja en los humanos, pero basta para presas como pequeños invertebrados.

La parte desapacible de este descubrimiento no es que haya otra nueva araña para las pesadillas de los aracnofóbicos, sino el hábitat natural de la Pine Rockland es destruido y como no se han encontrado muchos ejemplares, se piensa que ya está en riesgo de extinción.

Únicamente el 15 por ciento del hábitat de estas arañas está íntegro en la zona del Parque Nacional Everglades. Los científicos están preocupados por la destrucción de este ecosistema que cobija a muchas especies y piensan que como esta fue descubierta, tal vez hay más que aún no han sido clasificadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo Mas Información