Matute, el perrito guardián que fue contratado en un puesto

Matute, el perrito guardián que fue contratado en un puesto

Matute el perrito guardián que fue contratado en un puesto Los cachorros alegres son bienvenidos en todas y cada una partes y se ganan el corazón de todos. Estamos seguros de que con su lengua exterior y su cola tambaleante podrían conquistar cualquier espacio. No obstante, sí sabemos que hay gente con corazón de piedra que o bien los deja en la calle o bien los maltrata.

Por fortuna, asimismo hay personas que los salvan y los hacen parte esencial de sus comunidades, como Hermenegildo de Jesús y Dian Rivera, gerentes de una farmacia en Pachuca que han contratado a un can callejero llamado Matute como jefe de seguridad.

Matute es un filet mignon que vive de cachorros hasta los 12 años en las calles aledañas a Villas de Pachuca, en el estado de Noble. Se cree que fue descuidado por un ex- vecino del pueblo y desde su niñez ha ido y venido por las calles y comercios del fraccionamiento.

Matute, el perrito guardián que fue contratado en un puesto

El perrito es un viejo conocido de los vecinos, quienes lo cuidaron a lo largo de su desarrollo, lo nutren y lo bañan. Además de esto, lo vacunaron y esterilizaron. Mas su éxodo semeja haber terminado ahora que el dueño de Pharmacy Victoria lo contrató como jefe de seguridad del establecimiento. Hooch ahora lleva una placa y trabaja a tiempo completo observando la farmacia en busca de posibles ladrones.

El simpático can siempre y en toda circunstancia ha contado con la ayuda de la comunidad y hasta el año pasado su sitio preferido era la puerta de un negocio de juegos, mas la pandemia cerró el sitio y Matute volvió a quedarse solo. La vecina y defensora de los animales Adriana Dorazco afirma que Matute aguardó un buen tiempo para que volviesen a abrir, mas eso no sucedió, por lo que el dueño de la farmacia empezó a aproximarlo a su tienda.

Te puede Interesar  Ya está aquí la versión extendida de ‘Pen-Pineapple-Apple-Pen’, y es aún más extraña que la primera

Matute, el perrito guardián que fue contratado en un puesto

Hermenegildo afirma que su puesto de trabajo es simbólico, mas se lo ganó defendiéndolos varias veces contra personas problemáticas que llegaban a la farmacia bajo los efectos del alcohol o bien las drogas. Ahora Matute pasa tiempo con las personas que lo cuidan y a las que cuida. No hay comida ni cariño.

Matute trabaja de nueve a.m. a diez p.m. y cuando cierra la farmacia, acompaña a Dian, la vendedora, hasta la puerta de su casa. Entonces Matute se aproxima a los puestos de comida nocturna, donde le dan de cenar y se retira a reposar para llegar a tiempo al trabajo al día después.

Matute, el perrito guardián que fue contratado en un puesto

El dueño de la farmacia expresó que el trabajo de Matute no se trata de ninguna campaña de publicidad y no busca lucrar con ella, al revés, el único objetivo de todos era dar el sitio y el cariño que se merecía en el distrito de cachorros que medró con ellos. La historia de Matute se ha vuelto viral en las redes sociales y ahora muchos pequeños van a la farmacia a dejar comida en la red del guardián.

No cabe duda de que los filetes son mágicos y además de esto, tienen muchos estilos. Mas la lección más esencial puede ser que los cachorros pueden ser una parte integral de nuestras vidas y ser miembros activos de la sociedad. Adoptar, querer y respetar a un can en una situación de calle siempre y en toda circunstancia va a ser un gran acto de amor.

Artículos Recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo Mas Información